Suplemento SPED

Controlando la diabetes mellitus

JPEG - 4.5 KB
Francis P. Baco, MD, FACP, FACE
Catedrático Auxiliar, Escuela de Medicina UPR Catedrático Asociado, Escuela de Medicina UCC

La diabetes mellitus tipo 2 (DM2) sigue afectando a una gran parte de nuestra población. De acuerdo al Centro de Control y Prevención (CDC), la prevalencia era 12,8% en 2010. La Federación Internacional de Diabetes (IDF) reportó una prevalencia comparativa de 12,98% en 2013, mayor que el 9,21% en los Estados Unidos. El paciente con diabetes tiene una mortalidad 2 a 5 veces mayor que el no diabético. Además, puede tener morbilidades relacionadas con insuficiencia cardiaca, ceguera, fallo renal y amputaciones por complicaciones vasculares y neuropáticas asociadas a la diabetes.

Importancia de la prevención

Ahora sabemos que mientras más temprano se logra un control glicémico sostenido con un control de lípidos y presión sanguínea, menor es la probabilidad de tener complicaciones y, en el caso de desarrollarlas, el grado de severidad es menor. Por lo tanto, un control cardiometabólico (glicemia, BP y lípidos) temprano lleva al paciente a una mejor calidad de vida con menos complicaciones asociadas.

Plan para controlar la diabetes

Para un buen control del paciente con diabetes, es importante que él haya sido educado sobre la dieta que debe seguir y cómo manejar su glucosa cada día. No todos los pacientes tienen que aprender a contar carbohidratos para manejar la diabetes; si cada día tienen una ingesta y una distribución de carbohidratos similar, esto facilita el control glicémico.

La actividad física es importante para ayudar a bajar o mantener el peso y para disminuir la resistencia a la insulina que tiene la mayoría de los pacientes con DM2. No es necesario correr un maratón, lo que buscamos es que la persona haga alguna actividad física por 150 minutos a la semana distribuidos en al menos 3 días diferentes. Esta actividad debe ser de la suficiente intensidad como para que la frecuencia cardiaca aumente entre el 50-70% de la frecuencia cardíaca máxima estimada para la edad y sexo de la persona. Vale la pena recordar la importancia de no fumar, pues esto aumenta exponencialmente el daño al endotelio y los eventos cardiovasculares.

Metas a alcanzar

Las metas en un paciente con DM2 se deben de individualizar de acuerdo a sus otras comorbilidades pero, en términos generales, usualmente buscamos las siguientes metas glicémicas:

Parámetro Meta
A1c (hemoglobina glicosilada) Menos de 7,0%
Glucosa antes de comer Entre 70-130 mg/dL
Glucosa pico, luego de comer Menos de 180 mg/dL

Por el alto riesgo de enfermedad vascular de los pacientes con diabetes, deseamos reducir el riesgo cardiometabólico, por lo que se recomienda:

Parámetro Meta
Presión Arterial Bajo 140/80 mmHg
Colesterol malo (LDL) Bajo 100 mg/dL
Colesterol bueno (HDL) Sobre 50 mg/dL
Triglicéridos Bajo 150

Comentario

El paciente con diabetes requiere una estrategia cardiometabólica y holística en la que se controlen la glicemia, la presión sanguínea y los lípidos, y se le monitoree para complicaciones en la retina, los riñones, los nervios, las extremidades y los vasos sanguíneos, incluyendo las coronarias, la aorta y la circulación periférica. Si alcanzamos una estas metas, le estaremos dando un mejor cuidado y calidad de vida al paciente con diabetes.