Temas de Interés / TORRE DE MARFIL

“White Christmas”,

historia de una canción
JPEG - 2.1 KB
Félix Fojo, MD
Ex Profesor de la Cátedra de Cirugía
de la Universidad de La Habana
ffojo@homeorthopedics.com
felixfojo@gmail.com

El 29 de abril de 1975, alrededor de las seis de la mañana, la estación de radio del comando de las fuerzas militares norteamericano-vietnamitas en Saigón, Viet Nam del Sur, emitió, sin aviso previo, una canción. La pieza musical, cantada por el famoso crooner norteamericano Bing Crosby, se sintió algo anacrónica para la época del año, pero tenía la virtud de ser conocida por todo el mundo, incluyendo a los asiáticos. Se trataba de “White Christmas” y era la señal convenida para iniciar la “Operación Babylift”, el inicio de la evacuación masiva del personal militar americano, el personal diplomático civil, los cooperantes que quedaban y 2000 huérfanos vietnamitas.

“White Christmas” (“Blanca Navidad”, en español) había nacido 34 años antes (1941) de las necesidades de otra guerra, la Segunda Guerra Mundial. Fue escrita, en una sola noche y con fines propagandísticos y de apoyo a las tropas en el frente, por el inmigrante judío bielorruso, nacionalizado norteamericano, Israel Isidore Baline (1888-1989), conocido mundialmente como Irving Berlin.

El disco sencillo “White Christmas” vendió (se regalaron algunos con fines de obtener donaciones de fondos) 100 millones de copias en los primeros años, un éxito que lo catapultó al libro de récords Guinnes y del que no fue destronado (solo para pasar al segundo puesto, en el que permanece aún) hasta 1997. Y se sigue vendiendo, no hay manera de que pase de moda, por Navidad, año tras año, cantado ya no solo por Crosby sino interpretado, vocal o instrumentalmente, por más de setecientos ejecutantes de todo el mundo y en más de 80 idiomas.

La canción fue llevada al cine por primera vez en la cinta Holiday Inn de 1942, ganando el Oscar a la mejor canción interpretada por el propio Crosby y Marjorie Reynolds. La National Public Radio de los Estados Unidos llevó a cabo en 1999 una encuesta sobre las piezas musicales más influyentes del siglo XX (Songs of the Century): las dos primeras fueron “White Christmas” y “Over the Rainbow”.

Entre las interpretaciones más famosas y más vendidas (aquí solo mostramos la punta del iceberg) se encuentran la de Frank Sinatra (1945 y muchas veces más), Perry Como (1947), Elvis Presley (1957), Johnny Mathis (1958), The Ray Conniff Singers (1959), Dean Martin (1959), Ella Fitzgerald (1960), Andy Williams (1963), The Beach Boys (1964), Doris Day (1964), Bob Marley (1965), Barbra Streisand (1967), Tony Bennett (1968), Santos Colón (1974), Karen Carpenter (1978), Willie Nelson (1979), Julio Iglesias (1983), Kenny Rogers y Dolly Parton (1984), Los Tres Tenores (1997), Linda Ronstadt (2000), Luis Miguel (2008), Andrea Bocelli (2009), Jackie Evancho (2011), Lady Gaga (2011), Rod Stewart (2012), Laura Pausini (2016) y Gwen Stefani en este 2017. Para qué continuar.

El corazón de aquel inmigrante judío se detuvo a causa de un infarto, o de una arritmia, a los 101 años en su amada ciudad de Nueva York. Un hombre que huyendo de los pogromos de la vieja Europa encontró la fortuna, la fama y la admiración del mundo con una canción –en realidad con muchas– que nos dice: “I’m dreaming of a White Christmas, just like the ones I used to know…”

Copyright 2018 GALENUS REVISTA All rights reserved. | Contacto |  RSS 2.0