Artículos Médicos

Comprimidos linguísticos

Algunos otros errores:

Glucohemoglobina, estadio, espirar, expirar, aleatorizado y anfetamina…

JPEG - 2.8 KB
Carmen E. Díaz-Zayas, M.A.
Traductora Médica Certificada Presidenta, Atabex Translations Ex-Catedrática, Programa Graduado de Traducción, UPR cdiaz@atabextranslations.com 787.756.6763

¿La HbA1C o el HbA1C?

HbA1C es la sigla de la llamada “hemoglobina glucosilada”, a veces reducida solo a A1C. Sin embargo, aunque sabemos que hemoglobina es de género gramatical femenino, cuando se hace referencia a la ‘hemoglobina glucosilada’ por su sigla, a menudo, oímos decir “el HbA1C”. Nunca decimos “el ONU”, cuando usamos la sigla de la Organización de las Naciones Unidas, sino “la ONU”. El uso de la sigla no altera el género gramatical correspondiente. Dígalo correctamente: “la HbA1C” o “la A1C”.

Ahora bien, aprovechando la coyuntura, los expertos en el tema señalan que el término correcto es ‘glucohemoglobina’, no “hemoglobina glucosilada” y muchísimo menos “hemoglobina glicosilada”. En este caso me apoyo en la opinión del Dr. Fernando Navarro, quien además señala que en la nomenclatura oficial de la Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (UIQPA) y de la Unión Internacional de Bioquímica y Biología Molecular (UIBBM) se recomienda el término ‘glucohemoglobina’. Ya lo he visto usado en resultados de laboratorio aquí en Puerto Rico. ¿A tiempo para recoger velas? Trataré de hacer mi parte. ¿Qué dicen ustedes?

¿Espiramos o expiramos?

La confusión con estos dos términos es frecuente, pero cuando ocurre en boca de un médico o de cualquier profesional de la salud, resulta doblemente dolorosa. En esos casos, yo aspiro, aguanto la respiración y espiro. Claro que sí… también podría inhalar, aguantar la respiración y exhalar; o incluso inspirar, aguantar la respiración y espirar. Lo que nunca hago en esa situación es “expirar” porque expirar es dar el último hálito de vida, morirse. En ciertos contextos significa acabar, caducar, vencer un término o un plazo, es decir, el término o plazo llega a su fin, muere, en sentido figurado. ¿El porqué de la confusión? En inglés, to expire tiene ambas acepciones, exhalar y morir/acabar, pero en español no. Llegado el momento, todos expiraremos. Pero mientras eso ocurre, pregúntese: ¿el paciente espiró o expiró? La diferencia es de la tierra al cielo... sí, en ese orden.

Estadio, no “estadío”

Lamentablemente, el español no siempre es lógico. Una misma palabra puede tener significados diferentes y, en ocasiones, opuestos. Si tomamos como ejemplo lactante, podría hacer referencia a la madre o al bebé. Si vemos el caso de sancionar, podría significar aprobar o castigar. Solo el contexto nos permite saber cuál de los sentidos tiene en cada caso. Lo mismo ocurre con el término estadio, que puede ser un lugar dedicado a realizar actividades deportivas o la etapa en que se encuentra un proceso o una enfermedad y, en ambos casos, se escribe sin tilde: estadio. Sumen “estadío” a las palabras con acentuación incorrecta.

Aleatorizado, no “ramdomizado”

Ramdomizado” es un anglicismo craso que arrastramos a la fuerza al español. En español, ya contamos con su equivalente: el verbo aleatorizar con su participio de pasado aleatorizado (e incluso la frase asignar al azar). Por el contrario, no existen ni el verbo “ramdomizar” ni el participio “ramdomizado”. La situación se agrava porque, además, se viola una regla básica de ortografía: en español la m solo va antes de b y de p y, en los demás casos, va una n. De ahí que se escribe embargo, pero encargo; embestir, pero investir y emprender, pero entender o empuje, pero induje. En consecuencia, “randomizado” está mal y “ramdomizado”, peor. Y, nuevamente, para aprovechar la coyuntura con la explicación anterior, en español se escribe anfetamina, no “amfetamina”.