Futuro doctor

Futuro doctor

¿Por qué estudié Medicina?

JPEG - 797 bytes
Angel G. Pagán Torres, MS IV
Presidente Clase Graduanda MED 2009 UPR Escuela de Medicina

Esta es la pregunta más aterradora que todo aspirante a médico tiene que enfrentar a la hora de la famosa entrevista de admisión. Muchos de nosotros entramos a estos cuatro años sin poder estructurar una respuesta que recoja las razones por las cuales elegimos esta profesión.

Vengo de una familia pequeña donde seré el primer médico. Desde niño tuve una inclinación muy fuerte hacia todo aquello que tuviera que ver con Medicina. Ser doctor era un sueño, algo que me gustaba pero no lo veía cercano.

El momento cumbre llegó cuando tuve que decidir a qué bachillerato solicitar. Durante mis años en la escuela superior cultive una pasión por el liderazgo y la política. Fue entonces donde mi confusión entre hacer un bachillerato en Biología o Ciencias Políticas retó el sueño de mi niñez. Al notar esto una maestra de Física me llevó donde su tío cardiólogo para que me orientara. Siempre recordaré sus palabras: “como político podrás impactar a muchos, como médico tu impacto no será tan grande, pero cambiarás radicalmente la vida de una persona, y si lo haces bien, la satisfacción de haberle transformado el futuro a alguien será invaluable.” Al otro día ya estaba mi solicitud al bachillerato de Biología encima del escritorio de mi orientadora.

En los últimos cuatro años, además de muchísimos conocimientos he aprendido a entender el sufrimiento de los pacientes, sus necesidades y las de sus familiares. Mi visión de lo que era la Medicina se amplió mucho. Descubrí que mi deseo de ser médico no se limitaba a asimilar conocimientos, sino que nacía del deseo profundo de ayudar al enfermo, darle aliento e intentar transformar su vida a una más saludable. Ahora que me encamino a mi especialidad, psiquiatría, confío en que podré satisfacer grandemente este deseo y ayudar a mis pacientes en un problema de salud alarmante en nuestro país: la salud mental. Quise ser médico porque tengo la vocación de ayudar en la necesidad, porque quiero poner en práctica y compartir el conocimiento que he adquirido, porque quiero demostrar que detrás de mi bata blanca hay un ser humano con defectos y virtudes que trabajará incansablemente por la salud física y emocional de los nuestros.